Eduquemos, por favor.

Aunque las percepciones hacia la violencia machista son cada vez más negativas (no lo suficiente), el problema persiste. A nivel social, laboral, económico, sexual, médico, la violencia contra las mujeres está presente, casi institucionalizada. Violaciones grupales en Brasil, feminicidios en México, mutilación genital en algunos países de África y Oriente…